Imagen cedida por Tanquem Cofrents de la acción en el Ágora. EFE

Tanquem Cofrents cuelgan pancartas en el Ágora

La plataforma Tanquem Cofrents ha colgado dos pancartas de grandes dimensiones en el Ágora de la Ciudad de las Artes y las Ciencias de València para exigir el «cierre» de la central nuclear de Cofrentes en 2021, año en el que caduca su actual licencia de funcionamiento.

En un comunicado, esta plataforma, que aglutina a los principales grupos ecologistas de la Comunitat así como a colectivos ciudadanos y organizaciones sindicales, recuerda que en 2021 la central de Cofrentes cumplirá 38 años de actividad, por lo que su cierre en esta fecha «estaría en la línea del anuncio del Gobierno de limitar el funcionamiento de las nucleares de 40 años».

Exige asimismo que «en ningún caso se renueve la actual licencia de funcionamiento» de esta central porque «normativamente estas licencias son para diez años».

Según la plataforma, «hay que evitar llegar a un escenario en 2024 (cuando Cofrentes cumplirá 40 años en marcha) en el que se pida el cese de actividad con siete años de licencia todavía por delante».

Esta situación, alerta, «podría permitir a Iberdrola, propietaria única de la nuclear, reclamar un pago extraordinario por el lucro cesante».

Desde la plataforma consideran además que los consumidores y ciudadanos «ya hemos pagado suficiente a las compañías nucleares, por la moratoria nuclear y por los costes de transferencia a la competencia, para añadir otro recargo en los recibos de la electricidad por este concepto en las próximas décadas».

Tanquem Cofrents reitera asimismo las «consecuencias positivas» que obtendría la sociedad valenciana, y en especial la comarca de la Vall d’Aiora-Cofrents, por el cierre de la central, además de «quitarnos de encima» la posibilidad de un accidente nuclear.

Alerta de que el deterioro y envejecimiento de la central «es cada vez mayor», y señala que cuando deje de funcionar «se recuperarán para el río Xúquer 21 hectómetros cúbicos de agua de la mejor calidad cada año».

Según la plataforma, el impacto económico del cierre de la central será también positivo ya que permitirá desarrollar el «enorme potencia turístico» de la zona por su valor natural, y permitirá mayor salida a la producción agrícola y ganadera.

publicidad vomunica valencia cabecera inferior